Por Luis Aníbal Medrano

NUEVA YORK.- El empresario y político dominicano, Víctor Abreu, definió como de urgencia nacional el establecimiento del pago de salario semanal en todos los sectores, basado en el valor de la canasta familiar y actualizado periódicamente como forma de combatir el fomento de la pobreza provocada por la práctica de la usura que impera en el país.

Entiende Abreu que el salario semanal permitiría a los asalariados tener un mayor poder adquisitivo ya que no tendrían que acudir a prestamistas onerosos que aprovechándose de su escasez monetaria cobran un 20 por ciento o más por semana por dinero prestado al margen de la ley, reduciéndoles de manera sustanciosa los ingresos de las personas.

Considera el empresario que aplicar tal disposición gubernamental equivaldría a un aumento de sueldo indirecto que lo ocasionaría el no tener que pagar “rédito” a los usureros, a los poseedores de tarjeta de crédito les evitaría los cargos que estas generan y, por consiguiente, su poder adquisitivo aumentaría.