Parece que alguien asistió al Coachella para llevarse algo más que un buen chute de música. El departamento de policía de Indio ha detenido a una persona de 36 años por robar más de 100 teléfonos durante el festival. El ladrón fue detenido por la policía tras recibir las pistas de los afectados, ya que gracias a la herramienta Find my iPhone pudieron localizarlo a las afueras del festival.

Muchos de los afectados pudieron recuperar su teléfono esa misma noche, mientras que otros tantos se encuentran en la sección de objetos perdidos gestionada por la propia organización del festival. La policía ha aprovechado el suceso para recordar que en este tipo de situaciones es importante mantener la calma y no actuar por tu propia cuenta haciendo uso de la valiosa información de la aplicación, ya que podrías llegar a una situación peligrosa en la que podrías salir perdiendo algo más que tu teléfono.