Dirigente del PRM dice Ley de Partidos es cosa del pasado

0
5

Santiago-El dirigente del Partido Revolucionario Moderno por Santiago, Doctor Enrique Romero, calificó como un desaguisado,  la posición de la cúpula dirigencial de los partidos políticos, en especial a la del PLD, con relación a la dejadez que han mostrado respecto a la aprobación de la  Ley de Partidos y la Ley Electoral.
Romero, entiende que la negligencia  y poca actitud para poner en agenda la Ley  que busca regularizar el sistema político nacional, obedece a la mayoría mecánica que tiene en ambas cámaras legislativas el PLD, a los que definió como títeres del presidente Danilo Medina y del Comité Político de su partido.

De igual forma, Romero sostuvo que es inaceptable que haya perimido el plazo para la aprobación de una pieza legislativa tan importante como lo es esta Ley, sin la cual el próximo certamen electoral sería un total fracaso, más de lo mismo, pues a su juicio el partido gobernante usaría los fondos del Estado a su antojo, como lo ha venido haciendo desde su ascenso al poder y se continuaría trabajando a ciegas, sin reglas claras y atentando a la democracia del país y al derecho que otorga la Constitución de que todo ciudadano en capacidad, pueda aspirar a cargos públicos.
En otro orden, el dirigente opositor manifestó su preocupación por los altos índices de inseguridad ciudadana que vive el país, lo que pone al desnudo la falta de voluntad política de las autoridades para ponerle freno a esta situación.

Asimismo, corroboró con la posición del Departamento de Estado, de los Estados Unidos, quienes invitaron a sus ciudadanos a no salir a las calles en su estadía por el país, producto de la falta de seguridad que impera en la República Dominicana.

Al finalizar sus declaraciones, el Doctor Enrique Romero se refirió a la dramática situación que padecen  los hospitales públicos del país,  principalmente el Cabral y Báez y el Arturo Grullon, de Santiago, e invitó al Gobierno y al Ministerio de Salud Pública a ser más honestos con los pobres, ya que son estos los más afectados.